Temas & Noticias

Economía Internacional



LA REALIDAD ECONÓMICA VUELVE A TUMBAR EL DISCURSO OPTIMISTA DE ZAPATERO

    LA REALIDAD ECONÓMICA VUELVE A TUMBAR EL DISCURSO OPTIMISTA DE ZAPATERO

El crecimiento y la tasa de desempleo se estancan, la deuda pública ya es el 75% del PIB y el “Financial Times” resucita el fantasma del rescate.

Leer más


OSCURO ESCENARIO ECONÓMICO PARA ESPAÑA EN 2012

    OSCURO ESCENARIO ECONÓMICO PARA ESPAÑA EN 2012

España volverá a ser el único país que someta a los tests de estrés a la práctica totalidad de sus bancos y cajas. Las pruebas de resistencia contemplan una hipótesis adversa de dos años más de recesión, una tasa de paro del 22,4% para el año que viene, una posible entrada en deflación, y una caída del precio de la vivienda del 23% en dos años.

Leer más


VENEZUELA: AHORA ESCASEAN LOS PAÑALES

    VENEZUELA: AHORA ESCASEAN LOS PAÑALES

La escasez es una situación con la que los venezolanos deben convivir casi a diario.

Leer más


ARGENTINA: LA HISTERIA K

  ARGENTINA: LA HISTERIA K

Los groseros horrores de política económica hacen que los bienes que componen la canasta del IPC suban más rápido que el resto de los bienes. Como de costumbre, antes de reconocer el problema, el gobierno reacciona con medidas histéricas.

Leer más


BOLIVIA: DEUDA CON VENEZUELA SUBE EN MÁS DE 800%

  BOLIVIA: DEUDA CON VENEZUELA SUBE EN MÁS DE 800%

La deuda de Bolivia con Venezuela se multiplicó en más del 800% en los últimos cinco años, principalmente por el incremento en la importación de diesel para el mercado interno. Desde el 2006, la deuda subió de $US 32,6 millones a 315,2 millones.

Leer más


ASÍ GANA DINERO FACEBOOK

  ASÍ GANA DINERO FACEBOOK

Facebook cuenta con cerca de 600 millones de usuarios repartidos por todo el mundo y siete años después de su creación genera cientos de millones de dólares en ganancias al año, según información del banco estadounidense Goldman Sachs

Leer más


EL PESO DE LA ECONOMÍA SUMERGIDA INFLUYE

  EL PESO DE LA ECONOMÍA SUMERGIDA INFLUYE

Más de la mitad de la riqueza española no paga impuestos.

Leer más


DISTURBIOS DISPARAN PRECIO DEL PETRÓLEO

  DISTURBIOS DISPARAN PRECIO DEL PETRÓLEO

La situación inestable en el Medio Oriente subió el precio del crudo Brent a más de US$104 por barril, su nivel más alto en los últimos dos años y medio.

Leer más


ALIMENTOS CONTAMINADOS CON DIOXINAS

  ALIMENTOS CONTAMINADOS CON DIOXINAS

Comportamientos fraudulentos que alteran la creación. La sofisticación alimentaria representa una verdadera disociación entre ética y economía.

Leer más

Powerpoint de la semana

Video Recomendado

Asombroso lo que hizo
Intervención Cerro San Cristóbal
Impresionantes Pinturas 3D del Artista Edgar Muller
La risa de Juan Pablo II

Humor

A comienzos de siglo XVIII reinó en Prusia un hombre muy temperamental. Federico Guillermo tenía la costumbre de pasear sin escolta por las calles de Berlín. Cuentan que cuando encontraba alguien que le desagradara, lo que ocurría con frecuencia, no dudaba en golpearlo con su bastón. Por esa razón cuando la gente lo veía a lo lejos, prudentemente huía lo más rápido posible.

En cierta ocasión, como de costumbre, el rey avanzaba golpeando el suelo con su bastón. Un berlinés, tomado por sorpresa, tratando de huir del monarca, se ocultó en un portal. Ahí lo sorprendió Federico Guillermo, y lo increpó de inmediato:

- Eh, tú, ¿A dónde vas?

El pobre hombre, que temblaba de miedo, le indicó con la cabeza una la puerta.

- ¿Vives ahí?, lo interrogó.

El hombre hizo un gesto de negación.

- ¿Es la casa de un amigo tuyo? Volvió a preguntar.

- No, Majestad.

El rey lo miró con sospecha,

-Entonces, ¿por qué entras en ella?

El hombre tuvo miedo de que se le considerara como ladrón, así que confesó:

- Lo hacía para evitar encontrarme con su Majestad. Federico Guillermo lo miró extrañado.

- ¿Y por qué quieres evitarme?

Bajando la vista, decidió decirle la verdad:

- Porque tengo miedo de su Majestad.

Al escuchar esto, Federico Guillermo montó en una de sus famosas rabietas. Agarró al infeliz por el cuello, lo sacudió violentamente, y lo increpó:

- ¿Cómo te atreves a tener miedo de mí? ¡Soy tu rey, así que tienes que amarme! ¡Ámame, desgraciado! ¡Te ordeno que me ames!

----------------------------------------------------------------