Temas & Noticias



Festival de Venecia acoge películas de Netflix que rechazó el festival de Cannes

Festival de Venecia acoge películas de Netflix que rechazó el festival de Cannes

Festival de Venecia acoge películas de Netflix que rechazó el festival de Cannes

El 75 Festival de Cine de Venecia presenta el grueso de su programación, con los hermanos Coen, Orson Welles y Alfonso Cuarón como platos fuertes

Alberto Barbera, director, presentó la programación de la Mostra que alcanza la respetable cifra de 75 ediciones, sin complejos cuando se le señala que sólo hay una película en competición dirigida por una mujer. Tampoco hay títulos españoles peleando por el León, aunque el presidente del jurado será el ganador de la anterior edición, el mexicano Guillermo del Toro.

¿Vuelve el western? Los hermanos Coen reinciden en el género tras Valor de ley con The Ballad of Buster Scruggs, de Netflix, con Tim Blake Nelson, James Franco y Liam Neeson en el reparto, mientras que el francés Jacques Audiard se atreve con el género estadounidense por excelencia con The Sisters Brothers, donde veremos a dos hermanos interpretados por Joaquin Phoenix y Jake Gyllenhaal.

Alfonso Cuarón vuelve a rodar en México con Roma, que quizá ha sonado en Venecia a guiño a Italia. Además, como ya se sabía, con Damien Chazelle acompañaremos a El primer hombre en pisar la Luna.

El británico Mike Leigh presenta Peterloo, sobre la masacre acontecida en Manchester en 1819, mientras que con su característico tono documental su compatriota Paul Greengrass aborda en 22 July, de Netflix, otro asesinato masivo reciente en Noruega, 69 jóvenes murieron en la isla de Utoya a manos de un fanático extremista. Además podrá verse The Favourite, lo último del rarito cineasta griego Yorgos Lanthimos, que sigue rodando en inglés con actores como Olivia Colman, Emma Stone, Rachel Weisz y Nicholas Hoult.

Existe por supuesto curiosidad acerca de cómo será la mirada a Van Gogh de Julian Schnabel en At Eternity’s Gate, que protagoniza Willem Dafoe. O como será el terror de Suspiria, abordado por Luca Guadagnino emulando a Dario Argento con personalidad propia. Además el húngaro Laszlo Nimes presenta Sunset, con el riesgo de que las expectativas son muy altas tras su maravillosa El hijo de Saúl. Otro que lo sigue teniendo difícil tras la obra maestra de La vida de los otros es Florian Henckel von Donnersmarck, el alemán reflexionará ahora sobre el nazismo en Werk ohne autor.

La única mujer con película que querrá convertir el León de Oro en Leona es Jennifer Kent, que trae bajo el brazo Nightingale.

Ya fuera de la competición, hay ganas de ver El otro lado del viento, la película inacabada de Orson Welles cuyo montaje siguiendo los deseos del genial director ha respaldado Netflix; o un montaje de El árbol de la vida de Terrence Malick inédito, de tres horas. También se proyecta el remake de Ha nacido una estrella, que dirige Bradley Cooper con Lady Gaga. Y se podrán ver filmes de los argentinos Gastón Duprat (Mi obra maestra) y Pablo Trapero (La quietud), pero el cine español puro y duro brillará una vez más por su ausencia.

Ricardo Hochet. DeCine21, 25-07-2018

Social

Para leer en familia



Ver mas artículos

Powerpoint de la semana

Video Recomendado

Reabren la joya barroca de la Ópera del Margrave
Psiquiatra Marian Rojas Explica Que Es La Ideología De Genero
LA DEVOCION MARIANA DE UN SANTO
Asombroso lo que hizo

Humor

Un conocido en apuros económicos acudió en busca de consejo a John D. Rockefeller sénior. Su problema era que un individuo que le debía cincuenta mil dólares se había ido a Constantinopla, y él no tenía ningún comprobante o reconocimiento de deuda que le permitiera exigir su pago. Rockefeller le aconsejó:

—Escríbale una carta reclamándole los cien mil dólares que le debe. Seguro que él le contestará diciéndole que está en un error, que no son cien mil, que sólo son cincuenta mil. Y así ya tendrá usted su reconocimiento de deuda.

-----------------------------------------------

Cuando Jean-Baptiste Colbert (1619-1683) se hizo cargo de las finanzas de Francia, hizo llamar a los principales hombres de negocios del reino. A fin de congraciarse con ellos y para ganar su confianza, les preguntó:

—Caballeros, que puedo hacer por ustedes.

—Le rogamos, señor —le contestaron todos a una—, que no haga nada. Déjenos que lo hagamos nosotros.

------------------------------------------------------------