Temas & Noticias



The Post

The Post

The Post

Director: Steven Spielberg. Guion: Liz Hannah. Intérpretes: Tom Hanks, Meryl Streep, Sarah Paulson, Jesse Plemons, Bob Odenkirk, Matthew Rhys, Michael Stuhlbarg. 116 min. Jóvenes.

 

En 1971, un año antes del escándalo Watergate, el New York Times publicó una serie de documentos filtrados que recogían información clasificada sobre la Guerra de Vietnam. La primera mujer editora del Washington Post, Katharine Graham, y el director del periódico, Ben Bradlee, decidieron apoyar al New York Times en una audaz operación dirigida a evitar que Richard Nixon restringiera la libertad de prensa.

Steven Spielberg ha rodado en tiempo récord un thriller periodístico de hechuras clásicas que entronca con lo mejor del género y que remite, aunque la referencia resulte obvia, también por la cercanía de los hechos y por sus protagonistas, con Todos los hombres del presidente (1976).

El veterano cineasta ha demostrado oficio a la hora de abordar películas de fuerte base histórica. Aquí cuenta con una buena historia que se podría haber quedado antigua pero que, con el primer y cuarto poder echándose pulsos y en pleno debate de la posverdad, tiene ahora un marco de lectura muy interesante (especialmente en Estados Unidos). Cuenta además con un coguionista que también lo fue de Spotlight, es decir, con experiencia en el género; y, cuenta sobre todo, con dos grandes actores que salvan el gran escollo de la película: un tramo intermedio, en el que la historia pierde un poco de fuelle, para recuperarse al final.

Tom Hanks está soberbio… como el soberbio director del Washington Post, Ben Bradlee. Y Meryl Streep vuelve a merecer otro Oscar por su interpretación de Katharine Graham. Por cierto, su personaje aporta también un matiz de actualidad al introducir la cuestión sobre la igualdad profesional entre hombres y mujeres. En ese sentido, es sugestivo cómo se plantea la doble lucha que Graham tuvo que lidiar: contra el Gobierno (igual que el resto de responsables de medios) y frente a su equipo, para que –en un mundo absolutamente masculino, como reconoce en su biografía, Una historia personal– nadie decidiera por ella.

En definitiva, un notable thriller con más de una lección sobre Historia, sobre periodismo… y sobre la vida misma.

Ana Sánchez de la Nieta. ACEPRENSA

Social

Para leer en familia



Ver mas artículos

Powerpoint de la semana

Video Recomendado

Psiquiatra Marian Rojas Explica Que Es La Ideología De Genero
LA DEVOCION MARIANA DE UN SANTO
Asombroso lo que hizo
Intervención Cerro San Cristóbal

Humor

Doña María Manuela Kirkpatrick, condesa de Montijo, acudía a todos los actos sociales que se celebraban con el propósito de ‘colocar’ a sus hijas Francisca y Eugenia.

Durante una recepción en el Palacio del Elíseo, en 1849, el Presidente de la República Francesa, futuro Napoleón III, fijó sus ojos en su benjamina Eugenia, y quedó prendado de ella.

En un encuentro posterior, el maduro pretendiente quiso ir más allá con la joven, a la que llevaba 18 años de diferencia, y le preguntó cómo podría llegar hasta su alcoba. Sin inmutarse, Eugenia de Montijo contestó: -Por la Iglesia.

El 30 de enero de 1853, él ya convertido en Emperador de los franceses, Napoleón III y la bella española se casaron en la catedral de Notre Dame.

---------------------------------------------------------