Temas & Noticias



La carrera mundialista de Reinaldo Rueda que lo tiene con la primera opción para dirigir a la “Roja”

La carrera mundialista de Reinaldo Rueda que lo tiene con la primera opción para dirigir a la “Roja”

La carrera mundialista de Reinaldo Rueda que lo tiene con la primera opción para dirigir a la “Roja”
diciembre 28

Pese a que Arturo Vidal dijo que no lo conocía mayormente, el entrenador colombiano tiene dos mundiales adultos en el cuerpo, además de un tercer lugar en una Copa del Mundo juvenil y un título de Copa Libertadores de América.

El colombiano Reinaldo Rueda (60), tiene una experiencia de 10 años en selecciones mayores, período en el cual llevó a Honduras y Ecuador a los Mundiales de Sudáfrica 2010 y Brasil 2014, respectivamente. Con la selección de su país, pese a que tomó el mando a partir de la quinta fecha de las eliminatorias, quedó a un punto del repechaje para la Copa del Mundo de Alemania 2006. Había levantado a un equipo que solo había conseguido  con Francisco Maturana como DT, un punto de 12 posibles. Y si bien estuvo a muy poco de lograr el objetivo, fue despedido del cargo y no pudo lograr la meta de ir al Mundial de 2006. Esa sería una justificación para no tomar a la selección chilena: que quiera  una revancha y pueda volver a dirigir a la selección de su país, luego del Mundial de Rusia 2018.

Con Honduras, equipo que dirigió entre 2006 y 2010 y con el cual clasificó al Mundial de Sudáfrica,  Rueda terminó tercero en las Eliminatorias de la Concacaf, solo superado por Estados Unidos y México. También dirigió 2 Copas de Oro, la de 2007 y 2009 y en esta última llegó hasta semifinales. Pero en el Mundial de Sudáfrica solo sumó 1 punto en el grupo H. Perdió contra Chile y España,  y empató ante Suiza.

Con Ecuador, donde dirigió a la selección del Guayas entre 2010 y 2014, Rueda consiguió la clasificación a su segunda Copa del Mundo. Logró el cuarto cupo de Sudamérica para Brasil 2014, sobre todo gracias el invicto que consiguió de local en Quito. Sin embargo en la Copa Mundo no le fue bien. Ecuador quedó eliminado en primera ronda, tras perder con Suiza, ganar a Honduras y empatar con Francia.

Pero Reinaldo Rueda no sólo tiene un buen currículum en las selecciones mayores. Con la selección juvenil de Colombia logró el tercer lugar en la Copa Mundial de Fútbol Sub-20 de 2003 en Emiratos Árabes Unidos. Y a nivel de clubes, ganó dos títulos nacionales con Atlético Nacional de Medellín y con el mismo equipo obtuvo la Copa Libertadores el año pasado, y la Recopa Sudamericana este año. Además, Rueda ha sido considerado este 2017, como uno de los mejores técnicos del año, luego de alcanzar con Flamengo, su actual club, la final de la Copa Sudamericana, que perdió frente a Independiente de Argentina.

Reinaldo Rueda es la gran obsesión de Arturo Salah para dirigir a la selección chilena, luego del fracaso de quedar fuera del Mundial de Rusia. Al igual que Salah, es un técnico que le gusta dirigir procesos largos, con éxito en Honduras y Ecuador. Al reunirse con el colombiano el jueves pasado en Medellín, el presidente de la ANFP le ofreció encabezar el proceso de las eliminatorias para el Mundial de Qatar, con una extensión automática si clasifica a la Copa del Mundo del 2022. Además, le ofreció hacerse cargo de todas las selecciones, de tal forma que los equipos juveniles tengan el mismo sello que la selección adulta. Esta oferta, habría cautivado aún más al colombiano.

Rueda hoy se encuentra en su país y mañana martes deberá reunirse con los dirigentes de Flamengo para dilucidar su futuro. Si deja el club brasileño, deberá pagar él o la ANFP, una cláusula de salida cercana a los 700 mil dólares, que pareciera ser que está dentro de lo presupuestado por la directiva del fútbol chileno.

Nicolás González S. EL LIBERO, 25-12-2017

 

 

Social

Powerpoint de la semana

Video Recomendado

Asombroso lo que hizo
Intervención Cerro San Cristóbal
Impresionantes Pinturas 3D del Artista Edgar Muller
La risa de Juan Pablo II

Humor

Napoleón Bonaparte, seducido por una roja y brillante manzana, daba saltos para alcanzarla pero no lo lograba por su baja estatura.

- Déjeme ayudarlo, ofreció uno de sus oficiales. Yo soy más grande.

- Más grande no, respondió Napoleón. Más alto.

----------------------------------------------------------------------

Madame de Stäel era bizca y Talleirand cojo. Ambos personajes del París del siglo XVIII se odiaban y siempre que podían se lanzaban palabras venenosas. En cierta ocasión, Madame de Stäel le preguntó:

- ¿Cómo va esa pobrecita pierna?

- Torcida como usted ve, Señora.

-------------------------------------------------------