Temas & Noticias



Roma absuelve a Ovidio del exilio 2.000 años después

Roma absuelve a Ovidio del exilio 2.000 años después

Roma absuelve a Ovidio del exilio 2.000 años después
diciembre 20

El Movimiento Cinco Estrellas italiano ha logrado en el Parlamento revocar una sentencia de exilio impuesta hace 2.000 años por el emperador Octavio Augusto contra el poeta Ovidio, autor de ‘Las metamorfosis’.

 

La asamblea ha aprobado con 29 votos a favor –en la votación solo ha participado el partido M5S– una moción para que se procediese a “la adopción de las medidas necesarias para implementar la sentencia de absolución y revocar el exilio a Publio Ovidio Nasone, reconociendo la rehabilitación”.

“2.000 años después de su muerte, Roma quiere recordar la magnificencia del mejor poeta latino. Ovidio marcó la historia de la literatura italiana y se vio exiliado por Augusto, por razones nunca aclaradas”, ha señalado Eleonora Guadagno, defensora de la propuesta, en declaraciones recogidas por Europa Press de diversos medios italianos.

“Queremos cambiar estas decisiones que fueron tomadas por Augusto y solo por Augusto. Con esta votación, estamos reparando este mal”, ha añadido Guadagno.

También el teniente de alcalde romano, Luca Bergamo, se ha pronunciado sobre esta revocación, que se convertirá en “un símbolo importante, porque habla del derecho de los artistas a expresarse libremente”. “Es un reconocimiento a Ovidio, perjudicado por un poder absolutista y por razones no aclaradas en la Historia”, ha concluido.

LA VANGUARDIA, Barcelona, 15-12-2017

Social

Powerpoint de la semana

Video Recomendado

Asombroso lo que hizo
Intervención Cerro San Cristóbal
Impresionantes Pinturas 3D del Artista Edgar Muller
La risa de Juan Pablo II

Humor

Napoleón Bonaparte, seducido por una roja y brillante manzana, daba saltos para alcanzarla pero no lo lograba por su baja estatura.

- Déjeme ayudarlo, ofreció uno de sus oficiales. Yo soy más grande.

- Más grande no, respondió Napoleón. Más alto.

----------------------------------------------------------------------

Madame de Stäel era bizca y Talleirand cojo. Ambos personajes del París del siglo XVIII se odiaban y siempre que podían se lanzaban palabras venenosas. En cierta ocasión, Madame de Stäel le preguntó:

- ¿Cómo va esa pobrecita pierna?

- Torcida como usted ve, Señora.

-------------------------------------------------------