Temas & Noticias



Insólito: piloto se puso a cantar “Despacito” y dejó a Ezeiza sin torre de control

Insólito: piloto se puso a cantar “Despacito” y dejó a Ezeiza sin torre de control

Insólito: piloto se puso a cantar “Despacito” y dejó a Ezeiza sin torre de control
junio 15

 

Al piloto se le trabó el transmisor y dejó sin comunicación durante quince minutos a todos los vuelos que intentaban aterrizar, mientras cantaba el hit del momento.

 

Realmente un momento para el recuerdo. A un piloto que cantaba Despacito, el hit del momento, se le trabó el transmisor y dejó sin comunicación durante quince minutos a todos los vuelos que intentaban aterrizar.

Sin embargo, todos los encargados de estos vuelos pudieron escuchar a parte de la tripulación de un avión Cessna cantar el tema de Luis Fonsi, entre chistes y malas palabras.

De acuerdo a lo que informa hoy Infobae, los pilotos de todos los vuelos que intentaban comunicarse para aterrizar escucharon el audio.

“Señor, bloqueó la frecuencia todo el tiempo, 15 minutos y se escuchó todo”, le explicó una mujer desde la torre de control al protagonista de la polémica cuando logró establecer contacto.

Angélica Baeza. LA TERCERA, 09-06-2017

Social

Powerpoint de la semana

Video Recomendado

Impresionantes Pinturas 3D del Artista Edgar Muller
La risa de Juan Pablo II
Lo que está detrás de la ideología de género (Benigno Blanco)
Loving Vincent - Trailer 2016 (web)

Humor

En el 449, el emperador Valentín III, enemigo acérrimo de Atila, condenó al exilio a su propia hermana, Honoria. Ésta, en venganza, entregó su anillo a un oficial de los hunos para que se lo mostrara a su jefe como prueba de que ella era hermana de su enemigo. Atila entendió que la joya era una oferta de matrimonio y, desgraciadamente para Honoria, dijo “sí quiero”.
------------------------------------------------------

Hessy Taft, una guagua de padres judíos, apareció en las portadas de las revistas nazis y en los afiches del Tercer Reich al ganar el concurso “Modelo de raza Aria”.

Todo sucedió porque el fotógrafo, sin la autorización de los padres, envió la foto al concurso pensando que sería una buena lección que lo ganara una niña judía como modelo del ario perfecto. --------------------------------------------------------