Temas & Noticias



El dilema del Partido Republicano: apoyar o enfrentar a Donald Trump

El dilema del Partido Republicano: apoyar o enfrentar a Donald Trump

El dilema del Partido Republicano: apoyar o enfrentar a Donald Trump

Los conservadores se debaten si seguir luchando contra él con la esperanza de que llegue a la Convención Republicana de julio sin mayoría de delegados.

¿Ha llegado el fin del Partido Republicano tras la irrupción de Donald Trump? Eso es lo que se pregunta la prensa política estadounidense, que considera que cualquiera sea el abanderado presidencial para las elecciones de noviembre, el quiebre es inevitable. Y más aún luego de los resultados del “Súper Martes II”, donde Trump se llevó 177 delegados al bolsillo, y quedó con 661, más de la mitad de los que se necesitan para convertirse en el nominado republicano (1.237).

El empresario ganó en tres de los cinco estados donde se disputaron primarias (Florida, Illinois y Carolina del Norte) y es probable que se imponga en Missouri, lugar donde la pelea era voto a voto con Ted Cruz. En Ohio fue John Kasich, gobernador por ese estado, quien triunfó y sumó así su primera victoria en las primarias. Esto dilató la posible nominación del empresario.

Trump le dio un golpe mortal al senador por Florida Marco Rubio en su propio estado. Tras esta estrepitosa derrota, a Rubio no le quedó otra que abandonar su carrera por la Casa Blanca. A su vez, Ted Cruz quedó detrás del empresario en Illinois y Carolina del Norte.

Matemáticamente, ningún candidato que no sea Trump tiene la oportunidad real de adquirir los delegados necesarios para conseguir la nominación. Cruz posee 405, mientras que Kasich sólo 142, cifras bastante más bajas que las del ex rostro del reality show The Apprentice. No obstante, Trump aún debe ganar estados claves como Arizona, California y Nueva York, para poder tener la cantidad necesaria. Lugares en los que también se están enfocando sus rivales para poder frenarlo.

Pero la crisis del Partido Republicano quedó aún en mayor evidencia tras los resultados del martes. Ahora, al interior del conglomerado se debate si deben respaldar al empresario de cara a la Convención de julio o rechazarlo con la esperanza de que los otros dos competidores puedan mostrarse como una alternativa.

El Partido Republicano murió el 15 de marzo de 2016. Tenía 162 años. Sucumbió en un conflicto interno”, aseguró el analista político John Zogby en su columna en Forbes.

¿Es Ted Cruz realmente una alternativa a Trump? ¿Es posible que John Kasich llegue a ser apoyado por los votantes? El ala más tradicional del partido pretendía que Rubio detuviera a Trump, pero ahora discuten quién podrá cambiar el rumbo de las primarias.

Según el diario The New York Times, los republicanos van de cabeza a un desastre. El periódico sostiene que el establishment pretende que Kasich y Cruz se mantengan en carrera hasta la Convención, de manera que persista la pelea por los delegados desafiando a Trump en varios puntos del país. De esta forma, el empresario no conseguiría los 1.237 delegados antes de julio.

Convención abierta”

De esta forma, el partido forzaría, algo que también busca la campaña de Kasich, una “Convención abierta”, es decir, que Trump llegue con una mayoría de delegados pero sin alcanzar el umbral necesario para la nominación.

El sistema republicano estipula que en la Convención se deben realizar rondas sucesivas de votaciones. En la primera, al menos el 5% del total de los 2.472 delegados republicanos tendrá libertad de voto, es decir, pueden apoyar al aspirante que prefieren y no necesariamente el resultado del distrito que representan. Si ningún candidato alcanza la mayoría necesaria de delegados para convertirse en la carta republicana, se lleva a cabo una segunda ronda, esta vez, con una proporción mayor de delegados liberados.

Si el partido no llega con un presunto nominado en julio, sería la primera vez que esto ocurre desde que Ronald Reagan desafió a Gerald Ford en 1976. Trump aseguró ayer que podrían ocurrir “disturbios” si el Partido Republicano rechaza investirlo como candidato.

Sin embargo, el problema de esta estrategia es que si Trump ingresa a la Convención con una mayoría de delegados, cualquier intención de arrancarle la nominación sería visto como anti democrático por sus seguidores.

Asimismo, en las últimas semanas se ha visto a dos Donald Trump. El primero, el clásico; que insulta, incentiva peleas y agrede verbalmente a sus rivales. El segundo: un hombre más restringido, que trata de posicionarse para las elecciones generales y que actúa más presidencial, y que incluso está dispuesto a moderar su política inmigratoria.

Constanza Cruz. La Tercera, 16-03-2016

Social

Powerpoint de la semana

Video Recomendado

Impresionantes Pinturas 3D del Artista Edgar Muller
La risa de Juan Pablo II
Lo que está detrás de la ideología de género (Benigno Blanco)
Loving Vincent - Trailer 2016 (web)

Humor

En el 449, el emperador Valentín III, enemigo acérrimo de Atila, condenó al exilio a su propia hermana, Honoria. Ésta, en venganza, entregó su anillo a un oficial de los hunos para que se lo mostrara a su jefe como prueba de que ella era hermana de su enemigo. Atila entendió que la joya era una oferta de matrimonio y, desgraciadamente para Honoria, dijo “sí quiero”.
------------------------------------------------------

Hessy Taft, una guagua de padres judíos, apareció en las portadas de las revistas nazis y en los afiches del Tercer Reich al ganar el concurso “Modelo de raza Aria”.

Todo sucedió porque el fotógrafo, sin la autorización de los padres, envió la foto al concurso pensando que sería una buena lección que lo ganara una niña judía como modelo del ario perfecto. --------------------------------------------------------