Temas & Noticias



EEUU A LA CALLE PARA DEFENDER MATRIMONIO ENTRE HOMBRE Y MUJER

EEUU A LA CALLE PARA DEFENDER MATRIMONIO ENTRE HOMBRE Y MUJER

EEUU A LA CALLE PARA DEFENDER MATRIMONIO ENTRE HOMBRE Y MUJER
abril 30

Washington celebra la III “Marcha por el Matrimonio”

El sábado 25 de abril se llevó a cabo en Washington, la capital de Estados Unidos, la tercera edición de la “Marcha por el Matrimonio”, animada y estructurada por la Organización Nacional por el Matrimonio (NOM, por sus siglas en inglés).

La NOM es una asociación civil no lucrativa, nacida en el 2007, con la intención de “promover y tutelar el matrimonio entre hombre y mujer, como célula fundamental de la sociedad”, según puede leerse en el mensaje previo a la Marcha.

El matrimonio es el matrimonio

Este movimiento y el encuentro del sábado en Washington, han recibido el visto bueno y el aprecio de la Conferencia de los Obispos Católicos de Estados Unidos (USCCB) a través de una nota conjunta, firmada por monseñor Richard Malone y por monseñor Salvatore Cordileone, presidentes de la Comisión Episcopal de la Familia y de la Comisión para la Tutela del Matrimonio, respectivamente.

En la nota en cuestión, se subraya la importancia de esta iniciativa, que “tendrá lugar tres días antes del debate dentro de la Suprema Corte sobre la constitucionalidad de que el Estado sea quien preserve la definición legal del matrimonio en un hombre y una mujer”.

El peso de la Marcha tiene que ver, evidentemente, con el veredicto que emita la Suprema Corte el próximo 28 de abril sobre el llamado “matrimonio” entre personas del mismo sexo.

Ese día la Corte deberá decidir si la 14ª enmienda de la Constitución de los Estados Unidos de América -aquella que protege la igualdad de todos los individuos ante la ley- da posibilidad o no a los Estados a conceder licencias a las uniones homosexuales.

Por ello la exhortación a participar en la Marcha por parte de la Iglesia católica, pues estar en ella, escuchar a los oradores, caminar con la gente, orar o patrocinar el encuentro ciudadano es tanto como enfatizar la fortaleza del matrimonio tradicional.

Una bendición para todos

La Iglesia católica, se puede leer en la nota de apoyo de la USCCB, está empeñada en construir una cultura de la familia, también para tutelar a los niños, a la vida, al matrimonio y a la libertad religiosa.

En este sentido, el cardenal y arzobispo de Boston, Sean O’Malley, presidente de la Comisión Episcopal de la Acción en Defensa de la Vida de la USCCB, subrayó en un mensaje dirigido a los organizadores de la Marcha, que esta es “una muy gran bendición al estar unidos en oración con miles de católicos de todo el país”.

“Este tipo de acontecimientos nos impulsan a crecer en la fe y en el amor a la defensa de la vida, del matrimonio y de la libertad religiosa porque cada uno de nosotros puede hacer la diferencia por el bien de la Iglesia y de la sociedad”, sentenció, finalmente, el cardenal O’Malley.

Aleteia

Social

Powerpoint de la semana

Video Recomendado

Impresionantes Pinturas 3D del Artista Edgar Muller
La risa de Juan Pablo II
Lo que está detrás de la ideología de género (Benigno Blanco)
Loving Vincent - Trailer 2016 (web)

Humor

Hacia 1770, la moda de las pelucas empolvadas de la aristocracia francesa e inglesa habían alcanzado tal magnitud, que las pelucas podían alcanzar 1,2 metros de alto, y se decoraban hasta con pájaros embalsamados, réplicas de jardines, platos de fruta o barcos a escala.

La falta de higiene (no se las quitaban por semanas o meses) y el volumen de estas pelucas ocasionaba que no sólo piojos y pulgas las infestaran, sino que hasta pequeños ratones hicieran de ellas su hogar.

----------------------------------------------------

Cuando los conquistadores ingleses llegaron a Australia se asombraron al ver unos extraños animales que daban saltos increíbles.

Inmediatamente llamaron a uno nativos e intentaron preguntarles mediante señas qué era eso.

Al notar que siempre decían “Kan Ghu Ru” adoptaron el vocablo inglés “kangaroo” (canguro). Los lingüistas determinaron tiempo después que los indígenas querían decir “No le entiendo”.

----------------------------------------------------