Temas & Noticias



A LA YIHAD EN UN CRUCERO

A LA YIHAD EN UN CRUCERO

A LA YIHAD EN UN CRUCERO

A LA YIHAD EN UN CRUCERO

yihadInterpol advierte que militantes islamistas utilizan viajes turísticos en barco para burlar los controles en Turquía, desde donde se dirigen a Irak y Siria

Debido a su situación geográfica, Turquía es desde hace años una importante estación de paso para los yihadistas que deciden irse a combatir a lugares como Irak y Siria. Y hasta hace no mucho, estos militantes apenas encontraban dificultades a la hora de cruzar por territorio turco. La presión internacional –que ha incluido duras críticas como las del vicepresidente estadounidense Joe Biden- y los incidentes relacionados con el conflicto sirio parecen haber cambiado eso: durante el último año, Ankara da muestras de un esfuerzo sincero por dificultar el flujo de yihadistas hacia sus fronteras surorientales, monitorizando la llegada de sospechosos a los aeropuertos y compartiendo información con varios servicios de inteligencia occidentales. Ankara asegura haber deportado a miles de simpatizantes de organizaciones yihadistas a lo largo de 2014.

Pero debido a estas medidas, los voluntarios están cambiando sus rutas y técnicas para penetrar en el país. Y según Interpol, uno de estos métodos es el uso de los populares cruceros que, con una frecuencia casi diaria, atracan en los numerosos puertos de la extensa costa turca.

«Dado que ahora los aeropuertos están siendo vigilados estrechamente, se están usando los cruceros para viajar a estos lugares», afirma Pierre St. Hilaire, director de la sección de Antiterrorismo del organismo policial. “«Hay evidencias de que algunos individuos, especialmente en Europa, están viajando especialmente a Izmir [la antigua Esmirna] y otros lugares para implicarse en este tipo de actividad», asegura. El fenómeno, según este experto, se inició hace apenas tres meses.

«Originalmente, nuestra preocupación sobre individuos peligrosos en los cruceros se enfocaba en el tipo clásico de violador, ladrón o criminal violento. Pero a medida que hemos recopilado información, nos hemos dado cuenta de que hay más y más informes de que hay gente que está usando los cruceros para llegar a puntos de salida, cercanos a las zonas de conflicto de Irak y Siria», comentó el jefe de Interpol, Ronald Noble, en una reciente reunión de esta organización en Mónaco.

«No más de cinco casos»

Las autoridades turcas, sin embargo, aseguran que se trata de una práctica marginal. Según un alto funcionario turco entrevistado por la agencia Associated Press en condiciones de anonimidad, Turquía detectó varios casos durante el año pasado, pero «no más de cinco». «Si hay alguien en dicho crucero con objetivos sospechosos, esperamos ante todo que el país del que haya partido le impida salir. Un terrorista extranjero en un crucero es muy fácil de identificar», afirmó el funcionario, quien indicó también que Turquía tiene una férrea política de controles fronterizos, y sus responsables tienen a su disposición información personal y biométrica sobre militantes conocidos internacionalmente.

Los puertos turcos son uno de los principales destinos para viajes en crucero venidos desde muy diversas latitudes, y el número de turistas llegados a bordo de estos barcos no deja de crecer año tras año. Los navíos atracan en más de media docena de localidades importantes, como Estambul, Kusadasi, Bodrum, Antalya y Marmaris, así como en Izmir, la tercera ciudad de Turquía, cuyos responsables turísticos quieren convertir en uno de los cincuenta destinos para cruceros más importantes del mundo.

Los responsables de varias líneas marítimas que operan en Turquía se han apresurado a comunicar que sus compañías reciben listas sobre individuos potencialmente peligrosos, incluyendo a posibles yihadistas, de manos de Interpol y varios servicios de inteligencia occidentales, para tratar de prevenir su acceso a bordo.

Daniel Iriarte, corresponsal en Estambul. ABC, España

Social

Powerpoint de la semana

Video Recomendado

Asombroso lo que hizo
Intervención Cerro San Cristóbal
Impresionantes Pinturas 3D del Artista Edgar Muller
La risa de Juan Pablo II

Humor

A comienzos de siglo XVIII reinó en Prusia un hombre muy temperamental. Federico Guillermo tenía la costumbre de pasear sin escolta por las calles de Berlín. Cuentan que cuando encontraba alguien que le desagradara, lo que ocurría con frecuencia, no dudaba en golpearlo con su bastón. Por esa razón cuando la gente lo veía a lo lejos, prudentemente huía lo más rápido posible.

En cierta ocasión, como de costumbre, el rey avanzaba golpeando el suelo con su bastón. Un berlinés, tomado por sorpresa, tratando de huir del monarca, se ocultó en un portal. Ahí lo sorprendió Federico Guillermo, y lo increpó de inmediato:

- Eh, tú, ¿A dónde vas?

El pobre hombre, que temblaba de miedo, le indicó con la cabeza una la puerta.

- ¿Vives ahí?, lo interrogó.

El hombre hizo un gesto de negación.

- ¿Es la casa de un amigo tuyo? Volvió a preguntar.

- No, Majestad.

El rey lo miró con sospecha,

-Entonces, ¿por qué entras en ella?

El hombre tuvo miedo de que se le considerara como ladrón, así que confesó:

- Lo hacía para evitar encontrarme con su Majestad. Federico Guillermo lo miró extrañado.

- ¿Y por qué quieres evitarme?

Bajando la vista, decidió decirle la verdad:

- Porque tengo miedo de su Majestad.

Al escuchar esto, Federico Guillermo montó en una de sus famosas rabietas. Agarró al infeliz por el cuello, lo sacudió violentamente, y lo increpó:

- ¿Cómo te atreves a tener miedo de mí? ¡Soy tu rey, así que tienes que amarme! ¡Ámame, desgraciado! ¡Te ordeno que me ames!

----------------------------------------------------------------