Temas & Noticias



SUBASTAN CONTRATO MATRIMONIAL ENTRE NAPOLEÓN Y JOSEFINA

SUBASTAN CONTRATO MATRIMONIAL ENTRE NAPOLEÓN Y JOSEFINA

SUBASTAN CONTRATO MATRIMONIAL ENTRE NAPOLEÓN Y JOSEFINA
septiembre 25

SUBASTAN CONTRATO MATRIMONIAL ENTRE NAPOLEÓN Y JOSEFINA

napoleon

Imagen del contrato matrimonial entre Napoleón y Josefina

El histórico documento, subastado ayer en las afueras de París, fue adquirido por el Museo de Cartas y Manuscritos de la capital francesa por 437.500 euros.

El contrato matrimonial entre Josefina y Napoleón Bonaparte ha sido vendido por 437.500 euros en una subasta de manuscritos de la época napoleónica en las afueras de París, informó la casa de subastas Osenat. El Museo de Cartas y Manuscritos de París adquirió este documento único, el ejemplar personal de Josefina firmado el 8 de marzo de 1796. La venta superó ampliamente las estimaciones (entre 80.000 y 100.000 euros).

El primer artículo del contrato matrimonial, que une al futuro Napoleón I y a Marie Josèphe Rose Tascher de La Pagerie, conocida como Josefina de Beauharnais, estipula que «los futuros esposos no dispondrán de bienes gananciales». En consecuencia, «los futuros esposos no tendrán ninguna obligación respecto a las deudas e hipotecas del otro». La boda entre Napoleón y Josefina tuvo lugar el 9 de marzo y el contrato se registró en París nueve días después, el 18 de marzo de 1796.

Otros dos lotes -la orden de arresto por traición y la orden de liberación, once días después, de Bonaparte durante el período de la Convención, fechadas el 9 y el 20 de agosto de 1794- alcanzaron los 188.750 euros. Asimismo, una carta firmada por el pintor Jacques-Louis David sobre una petición de modificación de su obra «La Coronación de Napoleón» (expuesta en el Museo del Louvre) se adjudicó por 93.700 euros. A petición de Napoleón I, Jacques-Louis David representó a su madre, Letizia Bonaparte, en la famosa escena de la coronación del 2 de diciembre de 1804, a la que no asistió a causa de sus diferencias con su nuera, Josefina.

ABC, Madrid

Social

Powerpoint de la semana

Video Recomendado

Asombroso lo que hizo
Intervención Cerro San Cristóbal
Impresionantes Pinturas 3D del Artista Edgar Muller
La risa de Juan Pablo II

Humor

A comienzos de siglo XVIII reinó en Prusia un hombre muy temperamental. Federico Guillermo tenía la costumbre de pasear sin escolta por las calles de Berlín. Cuentan que cuando encontraba alguien que le desagradara, lo que ocurría con frecuencia, no dudaba en golpearlo con su bastón. Por esa razón cuando la gente lo veía a lo lejos, prudentemente huía lo más rápido posible.

En cierta ocasión, como de costumbre, el rey avanzaba golpeando el suelo con su bastón. Un berlinés, tomado por sorpresa, tratando de huir del monarca, se ocultó en un portal. Ahí lo sorprendió Federico Guillermo, y lo increpó de inmediato:

- Eh, tú, ¿A dónde vas?

El pobre hombre, que temblaba de miedo, le indicó con la cabeza una la puerta.

- ¿Vives ahí?, lo interrogó.

El hombre hizo un gesto de negación.

- ¿Es la casa de un amigo tuyo? Volvió a preguntar.

- No, Majestad.

El rey lo miró con sospecha,

-Entonces, ¿por qué entras en ella?

El hombre tuvo miedo de que se le considerara como ladrón, así que confesó:

- Lo hacía para evitar encontrarme con su Majestad. Federico Guillermo lo miró extrañado.

- ¿Y por qué quieres evitarme?

Bajando la vista, decidió decirle la verdad:

- Porque tengo miedo de su Majestad.

Al escuchar esto, Federico Guillermo montó en una de sus famosas rabietas. Agarró al infeliz por el cuello, lo sacudió violentamente, y lo increpó:

- ¿Cómo te atreves a tener miedo de mí? ¡Soy tu rey, así que tienes que amarme! ¡Ámame, desgraciado! ¡Te ordeno que me ames!

----------------------------------------------------------------