Temas & Noticias



VUELCO EN "BECAS VALECH"

VUELCO EN "BECAS VALECH"

VUELCO EN "BECAS VALECH"

VUELCO EN “BECAS VALECH”

Nueva imagenEl mal manejo y la falta de control de este programa que compromete cuantiosos recursos fiscales reafirman la necesidad de revisar los procesos fiscalizadores de las reparticiones públicas para administrar estas iniciativas.

Un vuelco inesperado ha tenido la investigación sobre el traspaso de recursos del Ministerio de Educación a las universidades por concepto de las llamadas “becas Valech”. El rector de la Universidad de Artes, Ciencias y Comunicación (Uniacc) debió dejar su cargo por decisión del directorio de esa institución, que es controlado por el grupo Apollo Global Chile. Asimismo, fueron despedidos dos funcionarios del área de ventas y de admisión de convenios institucionales. Todo lo anterior se dio a conocer tras un sumario interno que examinó el manejo de los recursos fiscales traspasados a esa universidad por este programa.

La Uniacc ha sido la institución de educación superior más beneficiada por esta iniciativa, que financia estudios conducentes a título profesional o técnico para personas —chilenas o extranjeras— que la Comisión Nacional sobre Prisión Política y Tortura (establecida bajo el gobierno el Presidente Ricardo Lagos 2000-2006) identificó como víctimas de violaciones de derechos humanos. Ese beneficio puede traspasarse a parientes directos hasta el segundo grado de consanguinidad. Según cálculos del Ministerio de Educación, entre 2006 y 2009, la Uniacc recibió alrededor de 18 mil millones de pesos para pago de estas becas, suma muy superior a la recibida por las otras universidades que la siguen, como Arcis y La República.

Uno de los rubros más controvertidos se refiere al curso “Comunicación, gestión y nuevas tecnologías”, dictado especialmente y autorizado por el Ministerio de Educación, y que contó con más de mil 500 inscritos, algunos de ellos sin escolaridad completa. Si bien desde 2006 dicha universidad ha devuelto al Estado alrededor de tres mil millones de pesos por becas no utilizadas, el caso —denunciado originalmente en un programa de TVN— está siendo investigado por la justicia y ha originado sumarios internos tanto en la universidad como en el ministerio. También recaba antecedentes una comisión investigadora de la Cámara de Diputados.

El mal manejo y la falta de control de este programa que compromete cuantiosos recursos fiscales reafirman la necesidad de revisar los procesos fiscalizadores de las reparticiones públicas para administrar estas iniciativas. La reforma del Estado debe traducirse no sólo en mayor agilidad de gestión, sino también en mecanismos de control eficientes, que no entrampen los procesos, pero sí garanticen el buen uso de los recursos de todos los chilenos. Sin eso, hasta el mejor inspirado de los proyectos puede naufragar en un torbellino de suspicacias, descrédito y desprestigio.■■■■■

“El Mercurio”

06/06/2010

Social

Para leer en familia



Ver mas artículos

Powerpoint de la semana

Video Recomendado

Reabren la joya barroca de la Ópera del Margrave
Psiquiatra Marian Rojas Explica Que Es La Ideología De Genero
LA DEVOCION MARIANA DE UN SANTO
Asombroso lo que hizo

Humor

Un conocido en apuros económicos acudió en busca de consejo a John D. Rockefeller sénior. Su problema era que un individuo que le debía cincuenta mil dólares se había ido a Constantinopla, y él no tenía ningún comprobante o reconocimiento de deuda que le permitiera exigir su pago. Rockefeller le aconsejó:

—Escríbale una carta reclamándole los cien mil dólares que le debe. Seguro que él le contestará diciéndole que está en un error, que no son cien mil, que sólo son cincuenta mil. Y así ya tendrá usted su reconocimiento de deuda.

-----------------------------------------------

Cuando Jean-Baptiste Colbert (1619-1683) se hizo cargo de las finanzas de Francia, hizo llamar a los principales hombres de negocios del reino. A fin de congraciarse con ellos y para ganar su confianza, les preguntó:

—Caballeros, que puedo hacer por ustedes.

—Le rogamos, señor —le contestaron todos a una—, que no haga nada. Déjenos que lo hagamos nosotros.

------------------------------------------------------------